Un domingo con papá

Un domingo con papá

El fin de semana, entrando a la pizzería de la ciudad de Baracoa, llama mi atención los únicos dos clientes allí sentados disfrutando del servicio, mágico fue ver la delicadeza de aquel papá al cortar en trocitos la pizza, soplar y llevarla a la boca de su pequeño. ¿A quién no le gustaría disfrutar todo un domingo así con papá?

"Soplaré un poco para que el bebé no se queme" decía papá...

“Soplaré un poco para que el bebé no se queme” decía papá…

"Abriendo la boquita que viene el avión"

“Abriendo la boquita que viene el avión”

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s